06 de Diciembre de 2013 – The Roxy

Formada en 1998, Chimaira desde sus inicios logró un estilo propio.
Después de 15 años que lleva tocando la banda, continúan sonando como siempre: desde un lugar que sorprende pero a la vez, se nota que les queda cómodo.

En su primera visita a nuestro país, dieron todo en el escenario, a pesar de la falta de sus propios instrumentos, que por un error de la aerolínea en que viajaron, no llegaron con ellos y tuvieron que tocar con los que les prestaron las bandas que abrieron la noche.

El anuncio de Chimaira en Argentina, produjo una revolución de aquellos fieles que siguieron a la banda desde sus comienzos, generando la oficialización de un club de fans en nuestro país, y no es para menos. Muchos de los que estaban en el recital, probablemente no escuchaban la banda hacía años, pero valió la pena la espera e ir a escucharlos en vivo a un Roxy que fue íntimo.
Las canciones que eligieron poner en el setlist no dejaron con ganas a nadie. Después de tocar Power Trip, se juntaron todos los presentes bien cerquita del escenario a corear Nothing Remains.

Tanto Mark Hunter como el resto de la banda, chocaron puños con casi todo el Roxy. Quedaron muy copados con la onda de la gente y agradecidos con las bandas teloneras por prestar sus instrumentos y compartir con ellos esa noche tan especial.
El recital terminó a solo una hora de empezar, pero antes de irse, saludaron a todos los que se acercaron al escenario uno por uno, lo que demuestra la humildad y enorme agradecimiento de Chimaira con Argentina. Ahora que nos conocen, que escucharon nuestro “olé olá”, estoy convencida de que se unirán al club de los que nos visitan una o dos veces cada año.