21 de Junio de 2015 – Club V

Yawning Man: El manto de arena

El grupo citado como uno de los pioneros del Stoner Rock pisó por primera vez suelo argentino. En su debut por estas tierras, Yawning Man, el trio formado por Gary Arce (Guitarra), Mario Lalli (Bajo) y Bill Stinson (Batería) dio tres shows consecutivos en Club V. Además tocaban posteriormente en Neuquén, localidad de la que es oriunda el sello/productora que se la jugó y los trajo al país: Venado Records. Estuvimos en la segunda de esas tres jornadas, un domingo bastante frío, invernal. Y qué mejor manera de combatir las bajas temperaturas que con un poco de rock del desierto. Cerremos los ojos y transportémonos a esas “Desert Sessions”, donde unos locos se llevaban unos generadores de energía, enchufaban los equipos y se ponían a zapar.

Yawning Man estuvo allí, en ese semillero que vio nacer a Kyuss, quizá la más representativa de toda esta movida. Abrimos los ojos y la realidad es diferente, aquí no hay sol ni arena, lo que sí hay, es gente, bastante abrigada, casi copando la reducida capacidad del lugar. Por supuesto también hay música, y muy buena. Lamentablemente no pude ver a Las Huacas -a quienes todavía no he visto en vivo- y sólo llegué a presenciar dos temas de Gripe, que me dejaron con ganas de escuchar un poco más. El último acto soporte fue Persona. Ya desde el comienzo uno de los guitarristas arengaba a que todos los presentes que tuvieran un porro, lo encendieran y convidaran al de al lado: “hagamos un carioca gigante”, decía. La idea era que viajemos con ellos. Lo cierto es que con o sin cannabis encima, la música de Persona te transporta. La propuesta instrumental de estos muchachos es una experiencia recomendable para los amantes de este género. Sonaron temas como: “El Eternauta”, “Los Perros”, “La suerte del irlandés” (canción injustamente dejada afuera de su, hasta el momento, única placa) y “Puercoespín”, entre otras. Finalizada la presentación del cuarteto, estábamos listos para ver al trio de california.

Yawning_Man_club_V_Junio_2015_Buenos_Aires_En_Foco-2

Arremetieron de movida con “Whip Sand”, sonaban realmente fuerte, lo primero que destaco es que Stinson es un gran baterista y le pega contundentemente a todos los cuerpos de su instrumento, tal es así que hizo caer unos de los platillos que no estaba bien sujetado. El resto del setlist fue un paseo por toda su discografía, se destacaron: “Far Off Adventure”,”Catamaran” (más conocida por haber sido reversionada por Kyuss en el disco”…And Circus Leaves Town”)  “Perpetual Oyster”, “Rock Formations”, “Ground Swell” y “Draculito”. Todos en la banda adoptan un perfil bajo pero son excelentes músicos, las líneas de bajo de Mario Lalli y los golpes certeros de Bill Stinson generan la base ideal para que las armonías y riffs de Gary Arce introduzcan a más de uno en un trance hipnótico.

El sonido del trio fue particularmente alto, el más alto que haya oído en ese lugar, capaz me estoy volviendo un careta o el dolor de cabeza que tenía hizo que por momentos lo padeciera, pero básicamente, era lo que uno iba a buscar allí: irse con la cabeza estallada. Un poco más de una hora y media bastó para que Yawning Man ponga sobre la mesa sus casi tres décadas de trayectoria, y varios granos de arena en la escena StonerRock que ellos mismos ayudaron a crear.